JÓVENES COMPROMETIDOS CON LA VIDA
Una vez más el Colegio de Humanidades fue protagonista del evento "Yo marcho por la vida" 2017. Y es que sus estudiantes se la jugaron por esta causa no solo participando de la jornada, sino que también animando a la comunidad las semanas previas a este acontecimiento.

Desde la decoración del camión móvil, hasta la realización de un spot publicitario, los jóvenes del establecimiento tuvieron un rol gravitante en el desarrollo de la marcha del 25 de marzo. Lo que quedó demostrado con su alta participación en las calles y capacidad de convocatoria.
Sobre la motivación a participar en esta experiencia, la alumna del cuarto medio "A", Nancy Salazar, señaló que "marchar por la vida es marchar por la llegada de vidas inocentes al mundo, sin culpa y que al igual que todos nosotros tienen derecho a vivir".

En tanto el director del establecimiento, José Miguel Peña confirmó los alcances que tiene esta actividad para los estudiantes. "Como colegio de Iglesia y comunidad educativa es muy relevante la defensa del derecho más grande que tenemos que es el derecho a la vida. Para nosotros fue muy importante que una gran cantidad de alumnos, estudiantes y profesores hayan acogido el llamado que realizó nuestra Iglesia para decir ante toda la sociedad que no estamos de acuerdo con una ley que despenalice el aborto, sabiendo que es un crimen asesinar a un ser humano que no tiene la oportunidad de defenderse".

Reflexionando sobre la experiencia de su participación, el estudiante del tercero medio "A", Felipe Córdova, afirmó que "en la marcha hemos dado un testimonio de que los jóvenes estamos por la vida. También hemos dado una señal de acompañamiento y esperanza a las personas que han sentido la duda de abortar o que han abortado y  que sepan del perdón que hay en la Iglesia". El estudiante agrega que en esta lucha todavía falta bastante compromiso a nivel país. "Aunque hay muchos que están en favor de la vida, la juventud chilena se está dejando influenciar mucho por esta moda (a favor del aborto)".

La invitación a los jóvenes es a seguir informándose sobre la defensa del derecho a nacer, gracias a distintas organizaciones civiles como Chile es vida, Mi voto vale vida, Siempre por la vida y Proyecto Esperanza, entre otras; que con su trabajo dan a conocer las implicancias de una posible  entrada del aborto en nuestro país.